cartel_las7cosas_queNO_usaras

Si estás embarazada ¿no te gustaría saber de antemano lo que vas a necesitar y lo que no? ¿lo que terminarás utilizando y lo que será un trasto más en tu casa? y si ya has tenido a tu hijo ¿a que te gustaría haber sabido las cosas que sólo te iban a hacer gastar dinero a lo tonto?

Pues hoy estás de suerte porque he hecho mi propia recopilación de cosas que puedes evitar comprar si vas a tener un bebé (si no quieres llenar tu trastero al máximo en sólo unos meses).

1. Trona de Viaje

trona_viaje

Lo pongo en el primer puesto y de forma totalmente merecida. Yo no se si alguien la habrá utilizado alguna vez pero en mi casa os puedo asegurar que nunca le hemos dado uso.

Es un cachibache caro, que pesa mucho, es grande, que cuesta muchísimo de colocar en la mesa y que ¡no hace falta! porque casi todos los restaurantes tienen tronas para los niños así que siempre se queda en el coche (o directamente en el trastero).

Y por otra parte, los bebés a veces prefieren comer en tu regazo así que ni siquiera la necesitas. Lo dicho, trasto totalmente innecesario.

2. Robot para preparar papillas

baby_cook

Mi pobre suegra se gastó una pasta para regalarnos este robot especial para preparar papillas del bebé y la verdad es que me da pena pero prácticamente no lo hemos usado.

Lo intenté un par de veces pero en seguida me di cuenta de que todo era más fácil y estaba más bueno si preparaba un pucherito grande como los que hacía mi madre y lo pasaba por la minipimer después.

En teoría este robot de cocina cocinaba más rápido y podía triturar también pero el puré estaba más bueno cocinado a fuego lento en la olla y además la textura del triturado era demasiado gruesa para el gusto de mi hija, así que en seguida terminó dentro de un armario…al fondo del todo.

Y después llegó mi hija pequeña que no ha comido ni purés ni papillas porque pasó directamente a la comida sólida, así que mi robot sigue cogiendo polvo en el armario.

3. La capa de baño

capa_baño_bebe

A lo mejor es que he tenido mala suerte pero todas las capas de baño de bebé que he visto y me han regalado son muy pequeñas!  Mis hijas nacieron las dos en meses fríos por lo que después del baño me preocupaba mucho de taparlas bien y secarlas a fondo ¡y con estas capas es imposible!

Yo prefiero una toalla grande de tamaño sábana para envolver bien a mis niñas y que no se enfríen.

Además ¿no tenemos toallas en casa? ¿es necesario gastar dinero en esto? la verdad es que me parece un gasto completamente inútil.

4. Manta de actividades

Manta-actividades-Imaginarium-20130521134326

Las mantitas de actividades están pensadas para bebés a partir de seis meses…¿en serio? ¿seis meses? si la mayoría no puede todavía permanecer sentado!

Así que terminas poniendo el bebé boca abajo en la manta de actividades, el bebé se cansa en seguida del esfuerzo, la manta se mueve, si hay un ruido el pequeño se asusta…y la manta de actividades vuelve al armario 😉

¿Y cuando ya se sientan? pues normalmente también gatean y prefieren explorar la casa que estar quitecitos en un metro cuadrado de manta, por muy bonita y cara que sea.

5. Parque de bebé

parque_infantilNinguna de mis hijas ha permanecido más de cinco minutos seguidos dentro del parque y me parece normal.

Los bebés prefieren moverse libremente, explorar la casa, los cajones, perseguirte mientras haces otras cosas y sobretodo jugar contigo.

La única utilidad que yo le encontré al parque fue la de recoge-juguetes porque los metíamos todos dentro y por lo menos no estaban dispersos por el salón 😉

6. Cuna nido de colecho

cuna-nido-portatil-supreme

Antes de nacer mi hija pequeña, tenía claro que no iba a montar la cuna porque no la iba a usar, pero pensé que este invento podría estar bien para que la niña estuviera recogidita al dormir en mi cama ¡gran error!

Mi hija prefería estar recogidita junto a mi pecho y no quería ni oler la cunita esta.

Por otra parte, pensé que la bebé estaría más protegida de los manotazos de su hermana y de nuevo me equivoqué porque mi hija mayor tenía un cuidado exquisito en no molestar a su hermana mientras dormía. De hecho, nunca le ha dado una patada ni un golpe, así que la cunita está guardada nuevita del todo.

7. Mochilas no ergonómicas

baby_bjorn¡Socorro! ¡qué cosa más incómoda! y no sólo para mi, también para los bebés que van colgados de sus partes íntimas en lugar de ir sentaditos en la postura de ranita que es la forma ergonómica.

Nada que ver con mi fular (comodísimo para las dos) o mi mei tai.

En mi opinión, un portabebé ergonómico SI es una buena compra para un bebé, porque le aporta seguridad, acceso al pecho cuando quiera y capacidad de movimiento para la mamá.

En conclusión

En las revistas de bebés hay listas interminables de cosas «totalmente imprescindibles» (según ellos) pero lo cierto es que los bebés reales no necesitan ni la mitad de estas cosas.

Lo mejor que podemos hacer es pensar si de verdad lo vamos a necesitar, porque muchas veces nos hacen creer que todo es muy importante pero en realidad:

[Tweet «Los bebés no necesitan tantos trastos, con el calor de mamá, sus mimos y su leche es suficiente»]
Y ahora cuéntame ¿qué cosas has comprado tú y no has utilizado nunca? ¿Qué cosas han acabado en tu trastero a la primera de cambio?