Si, si como lo leéis! yo tan feliz y ni me había dado cuenta de que he cumplido mi cuarto cumpleaños como bloguera!! Mi cumpleblog fue en mayo pero yo estaba en mi mundo y no me había enterado jeje

Es increíble que ya hayan pasado cuatro años desde que decidí contarle al mundo mi opinión sobre las cosas.

Recuerdo que al principio me daba mucha vergüenza que alguien leyera mi blog, de hecho, casi ni colgaba mis post ni en Facebook ni en ningún sitio 🙂

Abrí el blog con la intención de ayudar a las familias que quisieran buscar «otra forma» de hacer las cosas con sus hijos, porque cuando yo busqué información en internet, después de darme cuenta de que la corriente mayoritaria no iba conmigo, no encontré casi nada.

Decidí nadar contra corriente y además hacerlo público, para que otras mamás no se sintieran tan solas en su crianza y para que leyeran otro mensaje distinto del «déjalo llorar que ensancha los pulmones» «los niños deben dormir solos en su cuna y en su habitación desde el primer día» «los niños te toman el pelo» etc, etc.

Decidí no ver a mis hijas como un enemigo y preferí disfrutar con ellas, quererlas hasta el infinito y acompañarlas en su vida desde el respeto y la comprensión.

Yo, que nunca me había interesado por los niños hasta que fui mamá, que nunca había cambiado un pañal hasta que nació mi hija y que no sabía absolutamente nada de lactancia materna, superé mi miedo escénico y abrí un blog para gritar mi opinión al mundo.

Ahora somos miles de blogueras dando nuestra opinión en la red (y me alegro cantidad), existen tribus virtuales que acompañan a las familias y cada vez hay más recursos para ayudar en la crianza, así que me siento orgullosa de ser de las veteranas y de haber ayudado a conseguir que cada vez haya más información útil para las mamás.

Así que con más de un mes de retraso ¡estoy de celebración de cumpleaños! Podéis felicitarme jeje