Entrevista a Ana Mª Valenzuela: Psicología Positiva en Acción

Ana, empecemos por el principio ¿cómo se te ocurrió abrir un blog sobre psicologia positiva, cómo empezaste en el mundo virtual?

En el principio de los tiempos, yo tenía una cuenta en Geocities, allá por la prehistoria de los años 90. Como 10 años después me abrí un blog personal en MSN, donde relata mis vivencias diarias durante mi separación. Al mismo tiempo, hice un curso online sobre psicología positiva y unos meses más tarde, un cursito sobre redacción de blogs donde se me pedía que abriera uno desde cero, así que escogí esta temática para desarrollarla.

Vi que la Psicología Positiva se trataba mucho desde el punto de vista teórico, con las universidades investigando pero con los profesionales sin aplicar la teoría. Empecé a explorar un poco ese puente, entre la teoría y la práctica, reconociendo en muchas ocasiones que lo que ofrece la literatura de autoayuda y crecimiento personal está inspirado por teorías psicológicas, aunque no siempre bien entendidas. Las entradas más antiguas del blog son de esa época.

¿Qué tipo de información ofreces en tu página y a quien va dirigida?

Desde diciembre empecé a pensar en darle un giro al blog, escribir dirigiéndome a un lector concreto y juntarlo con ofrecer servicios de terapia online, así que me dediqué a analizar quién soy yo y qué experiencias he vivido. Eso me llevó a ofrecer presencia y apoyo a mujeres que hayan pasado por situaciones parecidas a las mías.

Creo que los momentos de grandes cambios vitales, como son el nacimiento de los hijos, la pérdida de una relación o ser querido, un cambio a nivel profesional, etc., son oportunidades de autodescubrimiento que pueden ser aprovechadas para hacer un cambio de rumbo en positivo.

En la página ofrezco reflexiones que tienen un fin educativo e informativo, para que las lectoras se planteen nuevos conceptos y puedan cambiar la relación consigo mismas.

Creo que es fundamental divulgar conceptos relacionados con las emociones positivas, porque a nivel social, hay mucha cultura de la queja, si le preguntas a la gente por sus emociones y sentimientos, saben decir “bien”, “mal”, y poco más, dirán enfado, tristeza, sorpresa… pero si sigues indagando, verás que el vocabulario que implica satisfacción, orgullo personal, ilusión, felicidad, bienestar, gratitud, optimismo, esperanza… etc, no aparece de buenas a primeras.

Así que, por una parte, tenemos un punto de partida traumático y doloroso, que necesita ser nombrado, reconocido, procesado y superado, y de otra parte tenemos los conceptos de la Psicología Positiva, que nos ayudan a reinterpretar el trauma, sanarlo y proyectarnos en una vida propia más libre y más plena.

En tu página hablas sobre la “resiliencia” ¿nos puedes explicar en qué consiste este concepto?

La resiliencia es la capacidad que todos tenemos para seguir proyectándonos en el futuro a pesar de circunstancias desfavorables, acontecimientos desestabilizadores, condiciones de vida difíciles y traumas de diversa gravedad.

Gracias a esta capacidad, somos capaces de sobrevivir a las experiencias negativas que sufrimos. Este concepto está relacionado con la personalidad resistente de la que se habla en psicología de las organizaciones, como rasgo de personalidad que protege contra el estrés laboral y el síndrome de estar quemado.

Desde hace unos años la resiliencia recibe mucha atención por parte de los investigadores, que han pasado de estudiarla como algo que está o no está, a mirar de ver los mecanismos por los que actúa, para poder promoverla y enseñarla. De esta manera, las personas que a priori no son resilientes, podrán llegar a serlo.

Has escrito un e-book para alcanzar la felicidad ¿tú crees que es posible ser feliz en un mundo como el nuestro y en un momento como el actual?

Siempre es posible ser feliz. La felicidad es una opción, una elección que hacemos, es como la actitud con la que nos levantamos. Si yo decido que las circunstancias me puedan, entonces seré incapaz de ser feliz. Esta decisión no tiene por qué ser consciente, puede ser una decisión producto de mis creencias respecto de mí misma, mis capacidades y mis puntos débiles, y acerca de cómo funciona el mundo.

Cuanto más piense que el mundo es imprevisible, que estoy a merced de la suerte, o que no tengo recursos para afrontar y resolver mis problemas, más difícil me será ser feliz, porque no seré consciente de mi capacidad para serlo.

Sin embargo, es factible incorporar pequeñas rutinas hedonistas, que aporten algo de placer diario al que aferrarse. Es posible que al principio sea algo precario, pero poco a poco se irá afianzando y podremos sonreír con más confianza. Luego también hay que añadir la felicidad que provoca hacer aquello que se te da bien y por lo cual los demás te aprecian.

Claro que para eso, has de saber cuáles son tus virtudes y tus fortalezas. De nuevo volvemos a las creencias acerca de uno mismo y al hecho de tomar conciencia sobre nuestras emociones, reacciones, etc, para poder cambiar para mejor.

También has escrito un e-book para eliminar la ira de los hogares ¿nos das unas recomendaciones generales?

La ira es una emoción, como la tristeza o el amor. Nos ha servido para protegernos del peligro activándonos para luchar.

Cuando este programa instintivo se activa en casa, significa que algo no funciona, porque en casa no hay ningún enemigo al que matar y los límites personales que se traspasan no son tan graves, aunque si se activa la ira significa que los vivimos como gravísimos ultrajes al propio yo.

Tomar conciencia de qué es lo que está sucediendo en nuestra cabeza es fundamental.

En ese e-book comparto la técnica que a mí, personalmente, me funcionó para detener mi rabia ante la rabia de mi hijo mayor. Él no puede controlarse porque es un niño y está aprendiendo qué son las emociones y cuáles son, luego podrá aprender formas adecuadas de expresarlas, y ya al final podrá aprender a sentir las emociones adecuadas en los momentos adecuados.

Los adultos, representa que ya sabemos distinguir unas emociones de otras y sabemos expresarlas en los lugares, momentos, y formas adecuadas… pero aún son muchas las personas que en un momento dado pegan una colleja, o un bofetón. Eso es inadmisible, y nuestras cabezas lo saben racionalmente, pero aún así el programa de la ira se activa y la mano… ¡Esa mano!, les decimos a los niños. Pero a nosotros, ¿quién nos lo dice?

Creo que es fundamental emprender un trabajo de autoconocimiento, para entender qué nos ocurre. Y mientras tanto, algo hemos de hacer, ¿verdad? Así que propongo una técnica muy sencilla que, de paso, nos sirve para ir tomando conciencia de la pauta de violencia activa que estamos usando y a analizar nuestra emoción.

Además de los artículos tan interesantes que publicas, también ofreces otros servicios a tus lectores ¿nos puedes explicar cuáles?

El que más éxito tiene es el de construir la propia biografía humana. Está basando en los trabajos de Laura Gutman, con quien sigo un entrenamiento, y hasta el próximo mes de junio ofreceré este trabajo de forma gratuita por Skype.

Después tenemos los programas personalizados en los que el consultante puede escoger un área de su vida en la que está teniendo un problema, y a partir de ahí ofrezco unas sesiones para ofrecerle técnicas y modelos de cambio en positivo, acompañado de emails con explicaciones y propuestas de ejercicios que puede realizar a su ritmo.

Dependiendo del interés, puede que quiera revisarse su vida entera, entonces iríamos repasando todas sus áreas vitales.

Cómo consigues organizar tu tiempo para sacar adelante tu página, escribir tus libros, atender a tus pacientes y criar a tus hijos ¿es posible conciliar?

Es posible pero no es nada fácil 😀 tengo 2 hijos y 2 hijastros que viven con nosotros algunos fines de semana y temporadas de vacaciones. Los días laborables, entre llevar al mayor al colegio e irlo a buscar, el día se reparte en pocos momentos que cunden mal. Para solucionarlo trato de condensar el trabajo, por ejemplo, me reservo dos mañanas para estar sola y los artículos e ebooks los escribo entonces. También condenso las terapias siempre que puedo. En esos momentos, agradezco muchísimo que mis padres vivan cerca y quieran disfrutar de sus nietos, que además los adoran.

Y cuando no pueden ellos, me apaño yendo al día, sin angustiarme por todo lo podría hacer y no hago, y bueno, el más pequeño está acostumbrado a dormir y tomar teta en mis brazos mientras yo escribo con una mano y lo sujeto con la otra.

La casa la llevo a salto de mata, lo confieso, menos mal que mi marido tiene claro que la casa es cosa de dos, así que se encarga de una buena parte.

¿Qué consejos le darías a una madre que quiere educar a sus hijos con psicología positiva?

Primero ha de saber quién es ella y qué desea en realidad. Cerrar los ojos a la realidad interior no es lo mismo que centrarse en lo positivo. Para reconocer lo positivo y poder centrarse en eso, también se ha de conocer lo negativo y no asustarse con ello. Segundo, ha de conocer sus puntos fuertes y los de sus hijos, para poder actuar desde sus fortalezas y potenciar las de sus hijos. Tercero, creo que es vital confiar. Pienso que esta palabra es muy importante en nuestras vidas, sin confianza no hay esperanza ni optimismo. Si no confiamos en los demás ni en nosotras mismas, acaberemos amargándonos porque la realidad no se ajusta al estrecho marco en el que queremos ajustarla.

¿Cuáles son tus proyectos de futuro para tu página?

He visto que con los programas de intervención y terapia, cuanta más presencia se requiere de mí o más sesiones, más se va a encarecer, y la gente no está para gastar dinero. Corremos el riesgo de que pospongan indefinidamente su salud emocional, por eso he ideado una forma económica de estar presente, una comunidad online. Allí ofreceré dos cursos por email, uno para promover el crecimiento postraumático, y otro para aplicar las ideas del ebook “La Felicidad a tu Alcance”, desarrollándolas y profundizando más en ellas. Tendrá más ventajas, como descuentos en otros productos, un foro de participación a partir del 5º mes de pertenencia, colaboraciones de otros profesionales… El coste será de 10 euros mensuales, aunque es posible ganar 2 meses gratuitos si se participa en el concurso que anuncié en mi blog el pasado día 2. Hay de plazo hasta el 15 de abril para participar.

Además, esto en primicia te lo cuento a ti porque ya puedo decirlo, voy a colaborar con una página de habla inglesa para familias reconstituidas, de forma que podamos ofrecer apoyo y consejo en español a lo que yo llamo madres reconstituidas (porque la palabra madrastra me da repelús y además excluye a las mujeres que son madres y cuya pareja es el padrastro de sus hijos). Tendremos proyección internacional, no será solo España, sino también todos los países de habla hispana. Este servicio no existe en la red, solo algunas páginas de información genérica o bien páginas de ámbito local dirigidas a Argentina, que nos llevan bastante ventaja en lo que a reconocimiento social y legal se refiere.

¿Alguna cosa más que nos quieras comentar?

Creo que la finalidad última de todo proceso terapéutico es ampliar la conciencia acerca de una misma y dotar a las mujeres de recursos para gobernar la propia existencia.

Gracias por prestarme este espacio, es un honor para mí

 

BIOGRAFIA:

Ana Mª Valenzuela tiene 36 años, es madre en una familia reconstituida por 6 personas. Estudió Psicología y desde 2001 no ha dejado de formarse en diversos ámbitos y corrientes terapéuticas. En los últimos tiempos se especializa en mujeres que afrontan un cambio vital. Su web se llama Psicología Positiva en Acción.

2012-04-12T08:00:40+00:00 2 Comments

2 Comments

  1. […] aún no la has leído, puedes encontrarla en Maternidad-Continuum. En ella, Pilar y yo hablamos de emociones, maternidad, conciliación y educación. No hay entradas […]

  2. […] 17:30 Ana María Valenzuela, psicóloga […]

Leave A Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies