El pasado 27 de febrero tuve la suerte de acudir a la presentación del proyecto escolar «Yo puedo ser» organizado por Barbie que pretende poner en valor el papel de la mujer en la historia historia en ámbitos clave como la cultura, la ciencia, la política o el deporte.

¿Sabes que solo el 7,5% de los personajes que aparecen en los libros de texto son mujeres?

Las niñas no están acostumbradas a ver referentes que han hecho historia ni en su escuela ni en la vida real, ya que únicamente el 11,8% de los cargos de máxima responsabilidad está en manos femeninas y la proporción de mujeres en carreras de Ingeniería o Tecnologías de la información y la Comunicación (TIC) sigue siendo muy minoritaria.

Los estereotipos culturales, las diferencias de género, así como la representación mediática se encuentran entre los principales causantes de este problema, que puede llegar a condicionar a las niñas y alejarlas de carreras científicas y técnicas.

Esto va creando un «Dream Gap» en la cabeza de las niñas y casi sin darse cuenta, empiezan a dudar de sus capacidades, de sus oportunidades y de sus posibilidades de ser lo que quieran ser.

Este concepto (el dream gap) ha sido estudiado por varias universidades como la de Princeton, Nueva York o Illinois y han visto que las niñas hasta que cumplen cinco años piensan que pueden hacer lo que se propongan y no tienen problemas de inseguridad, pero a partir de los seis años (¡seis años!) empiezan a perder la confianza en sí mismas y en sus competencias.

Proyecto Yo puedo ser

El proyecto «Yo puedo ser» lo que pretende es luchar contra este Dream gap ofreciendo herramientas a los niños para que puedan tener a mujeres como referente, mujeres que han hecho historia y han derribado barreras.

El programa está dirigido al alumnado de Primaria y se compone de unidades didácticas, dinámicas grupales y retos de investigación creados para inspirar a niños y niñas a ser lo que quieran ser. Con el foco en el ámbito laboral, “Yo puedo ser” rompe los estereotipos de género y fomenta la igualdad.

Los principales objetivos son:

  • Descubrir y valorar el papel de la mujer a lo largo de la historia
  • Educar en igualdad, mostrar modelos de profesiones no estereotipadas
  • Conocer e interactuar el mundo laboral
  • Desarrollar la autoestima de niños/as y animarles a perseguir sus sueños

La primera fase de ‘Yo Puedo Ser’ ha sido todo un éxito con la inscripción de más de 100.000 alumnos de escuelas de primaria, que han trabajado en la identificación y selección de grandes referentes femeninos. Las mujeres escogidas por los alumnos han sido Inma Shara, Frida Kahlo y J.K Rowling en el ámbito cultural, y Malala Yousafzai, Michelle Obama y Ángela Merkel en la esfera política. En el sector científico, Margarita Salas, Elena García Amada y Marie Curie han sido las elegidas, mientras que, en el terreno deportivo, Laia Sanz y Lydia  Valentin son algunas de las figuras que más inspiran a los niños.

Laia Sanz, una de las mujeres que los niños han escogido como referentes, estuvo en la presentación del proyecto y fue estupendo conocer a esta mujer tan espectacular y al mismo tiempo tan humilde.

«Quién tiene la voluntad, tiene la fuerza”, esta es la frase que Laia Sanz lleva escrita en su casco y que la ha motivado para ser trece veces campeona de trial, cinco veces en Enduro y nueve veces piloto del Dakar (consiguiendo la mejor clasificación femenina de la historia).

Para ella ha sido muy importante el apoyo familiar para superar los obstáculos, los comentarios negativos y actitudes machistas que ha tenido que superar en un mundo mayoritariamente masculino como es el del motor.

Aquí me veis preguntando a Laia por su familia

Sobre Barbie

Con 60 años de historia, Barbie es la muñeca más popular del mundo. Durante las últimas décadas ha inspirado a millones de niñas de todas las edades a soñar, descubrir y celebrar su infancia en un mundo en el que todo es posible.

Más sobre Barbie: http://www.barbiemedia.com/