Mis cinco artículos imprescindibles de puericultura

Imprescindibles-puericultura

Mi amiga virtual Walewska ha organizado una especie de carnaval bloguero en el que nos invitaba a publicar HOY 31 de enero, un post con nuestros cinco productos imprescindibles de puericultura.

Todo surgió a raíz de una conversación provocada por mi artículo “Las 7 cosas que no necesitas comprar para tu bebé porque no vas a utilizar” en el que quedó clarísimo que cada niño es diferente, cada madre también y mis necesidades no tienen por qué ser iguales que las tuyas.

Así que ahora, en lugar de hablar de lo que NO debe comprar, te voy a hacer mi lista de imprescindibles que (en mi opinión) SI debes comprar 😉

Portabebes ergonómico

fular

Me da igual si es una bandolera de anillas, un fular o una mochila portabebés. Cada uno tiene sus preferencias y sus gustos, pero lo que sí es importante es que sea ergonómico porque de lo contrario la espalda de la mamá y la del bebé también.

Un portabebés es imprescindible porque:

  • Te permite llevar al bebé cerca de tu corazón y tener las manos libres al mismo tiempo
  • Te facilita el poder “hacer otras cosas”: barrer, leer, pasear, trabajar en el ordenador, tender la ropa, ir al Mercadona, pintar con tu hijo mayor, etc.
  • Te permite salir a comer o a cenar y que tu bebé duerma tranquilo
  • El bebé tiene menos cólicos
  • Facilita que el bebé se duerma antes y durante más tiempo (mis amigas llamaban a mi fular “la cosa esa mágica” porque en cuanto colgaba a mi niña allí, se quedaba dormida en un segundo)
  • El bebé se siente seguro y confiado y tiene más posibilidades de desarrollar un apego seguro contigo
  • Si tiene problemas en las caderas, la posición de M es excelente para él
  • Te permite dar el pecho en cualquier parte y ser discreta (si es que no quieres que se vea)
  • El bebé está más calentito por estar en contacto con tu cuerpo (algo muy útil en recién nacidos o prematuros)
  • etc, etc…

Cambiador

cambiador-remo-de-childwoodCuando estaba embarazada me dijeron que no me comprara cambiador, que no era necesario porque podía cambiar el pañal a mi bebé en la cama. ¡Menos mal que no hice caso!!

Para mi el cambiador es imprescindible porque evita el dolor de espalda al no tener que agacharte a cambiar el pañal o la ropa de tu bebé ¡y eso es muy importante!

¡Cuando nació mi hija mayor me dolía la espalda constantemente! y además, le tenía que cambiar muchísimas veces tanto el pañal como la ropa porque se manchaba muchísimo de pipi y caca (hasta que encontré mis pañales favoritos).

De hecho, lo utilicé hasta que mi hija fue bien mayor para seguir vistiéndola por las mañanas.

Hamaca de baño

hamaca_bañoAlgo que muy poca gente utiliza pero que para mi fue absolutamente imprescindible…ahora te explico por qué.

Te confieso que cuando me convertí en madre nunca había cogido en brazos a un recién nacido, ni cambiado un pañal, ni mucho menos bañarlo.

Me aterraba el momento del baño. Esa situación en la que sujetas al bebé con una mano y haces todo lo demás con la otra…¿y si se me cae? ¿y si se me olvida la toalla? ¿y si no se hacerlo? Ya sé que son miedos sin mucha razón de ser pero ahí estaban, así que cuando vi esta hamaca en la que tumbaba a mi bebé mientras yo la bañaba con mis dos manos libres ¡vi el cielo abierto!

Pijamas de ranita

pijama-de-terciopelo

Mis dos hijas han vestido con este tipo de pijamas durante sus primeros meses (día y noche)…de hecho, practicamente durante su primer año de vida, han utilizado estos pijamitas para todo. Las dos nacieron en meses fríos así que yo no me complicaba la existencia y las llevaba con estas ranitas a todas partes.

Además, los hay monísimos y con unos colores muy divertidos, que no parecen pijamas para dormir.

¿Por qué me gustan tanto?

  • Son cómodos y calentitos
  • No dejan los riñoncitos al aire (ni los pies)
  • Se lavan genial y aguantan todo
  • Son una monada
  • No dan alergia, ni molestan su piel con puntillitas ni lacitos

Discos de Lactancia

60-discos-de-lactancia-ultra-finos_l1

Hay mujeres que no los necesitan…otras dejan de usarlos a los tres meses del bebé cuando se regula su producción y ya no tienen eyecciones de leche espontáneas, pero yo los tuve que usar muuucho tiempo.

En cualquier parte y en cualquier situación podía soltar un chorretón de leche. Recuerdo una vez en el supermercado, que se me olvidó ponerme los discos y un bebé se puso a llorar…mi camisa quedó para el arrastre 🙂

Y estos son mis 5 artículos imprescindibles de puericultura ¿cuáles son los tuyos?
2014-01-31T11:35:43+00:00 16 Comments

16 Comments

  1. Gala enero 31, 2014 at 1:58 pm - Reply

    Me encanta, yo tb tenía un post para esto guardado aún sin escribir, igual que para los que no usé para nada… igual me animo para el carnaval!

    • Pilar Martinez febrero 3, 2014 at 11:05 am - Reply

      Pues anímate Gala!
      Lo escribes en un momentito y te unes a nosotras 😛
      Besos!!!

  2. Clara enero 31, 2014 at 2:40 pm - Reply

    Salvo en la hamaquita del baño estoy de acuerdo en todo. Habia muchos gente que comentaba de manera critica que que pena que la peque estuviera en pijamilla los primeros meses, a mi me parecía lo mas cómodo y practico. No he visto cosa mas incomoda ( y hortera, jejeje) que vestir a los recién nacidos con mucha parafernalia

    • Pilar Martinez febrero 3, 2014 at 11:07 am - Reply

      Hola Clara,
      jajaja a mi me decían…¿pero llevas a la niña en pijama?? y yo toda seria contestaba, “no es un pijama es una ranita” y luego me echaba a reir. ¡Pero si es lo más calentito y lo más cómodo!!!
      Además, te tengo que confesar que me horrorizan los faldones, las puntillas y lazos 😉
      Besos y gracias por comentar!

  3. Desmadreando enero 31, 2014 at 3:48 pm - Reply

    Querida 😛 coincido mucho más con ésta lista… ahora bien el fular lo probaré por primera vez con Fetín ya que con Critter probé la manduca y no te creas que le gustaba…sólo para pasearla y dormirla pero no más :S
    En cuanto a discos de lactancia jajaj fueron la salvación las primeras semanas aunque ahora mi nueva matrona me ha dicho que nanai que sólo usarlos en caso de necesidad que para que no se aplane el pezón 😛
    La hamaca del baño no tuve nadie que me la dejara y no la he probado así que no sé…pero el mueble bañador ese que tienes que hacer malabares de una brazo a otro una vez que te acostumbras es la maravilla y si en cuanto a las pijamas de ranita me hiciste reír horas porque mi familia política se infartaba si veían a Critter vestida así de DÍA Y DE NOCHE jajaja pero coincido que son comodísimas 😛

    Un besote desmadroso y un placer haber sido parte de éste reto

    • Pilar Martinez febrero 3, 2014 at 11:10 am - Reply

      Hola guapa!
      Hooombre!!! por fin hemos coincidido!! 😛
      Yo creo que el fular te gustará, ya lo verás. En cuanto aprendes a hacerte los nudos, no hay nada más cómodo y efectivo para relajar a un bebé. Y así podrás atender a Critter o jugar con ella, mientras Fetín duerme o está al pecho ¡mamá multitarea total!

      En cuanto a los discos de lactancia…yo era un grifo!! mi necesidad era extrema jajaja

      Un besazo hermosa y gracias por comentar!

  4. María Heralta - Pañales y Más enero 31, 2014 at 3:49 pm - Reply

    ¡¡Hola Pilar!!

    Estoy muy de acuerdo contigo, sobre todo en el cambiador, a mí también me dijeron que era una tontería (mi padre) y ahora es el primero que lo usa para cambiar al nieto, pero tenía claro que sí lo iba a tener.

    No usé la hamaca del baño porque la bañera que compré lo traía incorporado y es mucho mejor, porque eso de tener un brazo debajo suyo y sólo manejarte con uno… íbamos muy mal jejeje

    Lo que añadiría sería el vigila bebés (ahora más conocido como intercomunicador), a mí me ha venido de lujo y lo sigo usando: Trabajo desde casa, y me entero mejor de cuándo se despierta de la siesta, y sobre todo por la noche. Si no lo tuviera, por las noches no me enteraría!!!!

    ¡¡Feliz fin de semana!!

    • Pilar Martinez febrero 3, 2014 at 11:14 am - Reply

      Hola María,
      yo es que tengo el oído súper fino…y se me ha agudizado con la maternidad! así que escucho a mis hijas moverse, respirar, roncar y por supuesto despertarse. Así que el intercomunicador lo he usado bastante poco, aunque lo tengo eh’?jaja

      Y la hamaca del baño..madre mía! no se qué hubiera hecho sin ella!!! si yo era un puro nervio al bañar a mi hija durante su primer mes de vida!! imagina si hubiera tenido que hacerlo sólo con un brazo! me da un síncope 😛

      Y el cambiador es imprescindible en mi caso! de hecho, con mi hija mayor lo usamos tanto que se rompió y tuvimos que comprar otro para mi niña pequeña (y también se ha roto de tanto uso).

      Un besazo y gracias por comentar!

  5. Walewska enero 31, 2014 at 3:56 pm - Reply

    Gracias tesorete por prestarte de nuevo, por la idea y por ser UN AMOR. Pues yo tu número uno lo suscribo al cien por cien. Un fular me parece un pedazo de imprescindible necesario y la cosa más fundamental para una crianza como la mía.

    Un abrazo de los gordos ¡Musa!

    • Pilar Martinez febrero 3, 2014 at 11:15 am - Reply

      Hola Sara!!
      Tú ya abes que yo me apunto a todas las fiestas!! 😉
      Tú si que eres un cielo! y además tienes ideas geniales! nos has liado a todas pero bien!

      Yo conocí el fular con mi hija pequeña y no sabes la rabia que me dió no haberlo probado con la mayor!
      Un besazo y gracias por comentar!

  6. 2eloa febrero 2, 2014 at 10:26 pm - Reply

    Hola Pilar!!
    Hemos coincidido en el portabebés y los discos de lactancia.
    El cambiador para mí también fue importante pero no lo llego a catalogar como imprescindible (aunque como bien dices alivia la espalda). La suerte que tengo además es que me lo dejó mi cuñada así que cuando no lo necesite se lo devuelvo y así no me ocupa espacio.
    Un abrazote

    • Pilar Martinez febrero 3, 2014 at 11:17 am - Reply

      Hola 2Eloa!
      bueno…2 de cinco no está mal! 🙂
      El cambiador que yo usé era además bañerita de bebé, así que al menos le di otro uso jaja de todas formas, ha quedado tan roto y usado, que lo hemos tenido que tirar.
      Muchas gracias por comentar!

  7. MayteFL febrero 3, 2014 at 9:50 am - Reply

    Hola Pilar!!
    El portabebés ergonómico es un impprescincible. Sin el estoy perdida….jajjaajja 🙂
    La hamaquita de baño la usé mucho con Claudia porque también me daba terror la hora del baño.
    El cambiador fenomenal para que no duela la espalda, yo lo agradezco muchísimo.
    Ir con el pelele es lo más cómodo para los bebés y para nosotr@s poder cambiarlos fácilmente.
    Los discos de lactancia después de 6 meses y medio los uso por las noches porque si no chorreo y nos empapamos.
    Fenomenal artículo!!!

    • Pilar Martinez febrero 3, 2014 at 11:18 am - Reply

      Hola Maytefl!
      vaya!! coincidimos en todo entonces!!
      Pues mira, me hace ilusión! jajaja
      Un besazo guapa! y gracias por comentar!

  8. sara granujas febrero 3, 2014 at 4:31 pm - Reply

    Me gusta que hayas puesto lo primero el portabebé ergonómico. NO sin mi fular!!! nos salvo la vida!!!
    Los discos de lactancia mejor si son de tela. Tus pezones transpiran mejor y contaminan mucho menos que los desechables.

  9. constanza marzo 26, 2014 at 8:59 am - Reply

    Deberia haber conocido los fular!!! Me arrepiento tanto… pero tampoco usé nada de eso… la bañera traia un apoyo donde colocar a la beba… y a los seis meses que se sento a la bañera de mayor y ya… y el cambiador tengo una cama nido alta y ahí la mudaba… sino hincada cn un cojín en las rodillas en la mía… los discos si especial.para los primeros díasque sube la leche… aunque me quede con muchos y los regalé… la verdad que soy negada a tener trastos y con la crisis me negué a comprar muchas cosas, pero de lo que arrepiento fue no comprar fular… cariños y me ha encantado el blog!!!

Leave A Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies