presion_amamantar

De vez en cuando recibo mensajes de madres que se quejan amargamente de la presión que sufrieron cuando tuvieron hijos para amamantarlos a toda costa.

Madres que se sintieron ninguneadas y poco respetadas en sus decisiones.

Algunas de ellas no quería dar el pecho. Otras sí, pero necesitaban ayuda o información y no recibieron ni lo uno ni lo otro.

Nadie debería presionar a una madre para amamantar. Esa actitud paternalista de «yo se lo que es mejor para ti» debería quedarse en el olvido.

Yo creo que cada mujer debe ser capaz de tomar sus propias decisiones, en función de la información de la que dispone y lo que debe hacer la sociedad en general y el personal sanitario en particular, es ofrecer información veraz y contrastada SIN opinión personal.

Si me conoces desde hace tiempo, hay una frase que repito mucho que es «menos presión y más información» porque creo que resume muy sencillamente mi manera de pensar al respecto.

De esta forma, hay pediatras o matronas que presionan para dar el pecho a toda costa (no todos obviamente, pero algunos sí)

Madres que sienten que están en un examen cada vez que van a una revisión rutinaria y que «son suspendidas» por cualquier motivo:

  • si el bebé no coge suficiente peso
  • su el bebé coge demasiado peso
  • si llora mucho
  • si llora poco
  • si duerme poco o se despierta por las noches
  • si duerme demasiado
  • etc.

Y que casualmente, a la primera dificultad recomiendan el destete…y si la madre quiere seguir intentándolo, entonces le acusan de extremista, radical y exagerada. Incluso algunas madres escuchan que van a perjudicar a su hijo por su obsesión con la lactancia.

No intentan resolver ese problema o derivan a la madre a otro profesional para que lo resuelva, no. Recomiendan el destete y a otra cosa mariposa.

Y lo peor de todo…tras el destete llega el sentimiento de fracaso y la culpa.

Y ellos tan tranquilos.

¡Es el mundo al revés! Madres que no quieren dar el pecho presionadas para amamantar y madres que quieren continuar con su lactancia presionadas para destetar.

Yo animo a las madres a informarse correctamente y tomar sus propias decisiones en base a esta información. A no dejarse llevar ni por los falsos mitos ni por la presión de unos pocos.

Y por supuesto animo a los profesionales a formarse en lactancia materna, a informar con la evidencia científica a las familias y a respetar las decisiones que toman las madres como mujeres adultas que son.

Y ahora es tu turno ¿has sentido presión para amamantar o para destetar?