Mi nieto no hace caca en el WC

 

imagen_la_psicologa_responde

Hoy es viernes así que toca publicar una nueva consulta que será respondida por una de mis colaboradoras expertas.

Las consultas se reciben por correo electrónico (maternidadcontinuum@gmail.com) y se van respondiendo por orden de llegada. Debido al volumen de preguntas que recibo, a veces tardamos bastante en responder, así que desde ya, pido disculpas por el retraso.

NOTA: si tu consulta es de sueño infantil, puedes revisar el post con las mejores consultas de sueño infantil respondidas por las expertas de Maternidad Continuum

Hoy responde la Consulta Ruth Giménez (mi querida socia en EDULACTA jeje) y así se presenta ella misma:

Ruth_Gimenez

Soy Ruth Giménez Martín, madre de tres hijos que han venido a iluminar mi vida. Además soy psicóloga, consultora certificada en lactancia materna (IBCLC), educadora de masaje infantil (IAIM_AEMI), y doula.

A raiz de mi maternidad encontré el sentido a mi carrera, la psicología perinatal, y descubrí mis pasiones, la lactancia y todo lo relacionado con el acompañamiento en la maternidad.

Co-directora del Programa de Educación en Lactancia Materna EDULACTA que es un referente absoluto en formación sobre lactancia.

Consulta

Buenas tardes,mi nombre es XXX  :Mi consulta es como puedo hacer para que mi nieto haga caca en el baño el vive conmigo el abuelo ,el tío y la tía, la mama esta en pareja y se fue a alquilar pero viene a verlo yo siempre creí que era por ese tema pero ya no se que hacer se hace encima no quiere ir al baño ni agacharse para hacer en el pis, yo creí que quizás le tenia miedo al inodoro por eso le di la idea de que se agache y haga caca en el suelo ,en el patio como la perrita pero no quiere ni siquiera agacharse ya no se que hacer ya va a cumplir 5 años y no puedo salir tranquila porque seguro que se hace encima ¿¿que puedo implementar para ayudarlo que le puedo decir o hacer?? preciso ayuda .,desde ya muchísimas gracias

Respuesta

Hola XXX!

Ante todo muchas gracias por tu consulta, porque la respuesta puede ayudar a otras familias en esa situación.

La evacuación repetida de heces en cualquier lugar que no sea la taza del váter, como en el suelo o la ropa interior, cama o cualquier lugar se conoce como encopresis a partir de cierta edad, más o menos los cuatro años, cuando ya se podría esperar por parte de los niños un control de los esfinteres completo.

Este comportamiento en los niños puede deberse a diversas razones:

  • La educación de los esfínteres a edad muy temprana.
  • Algún tipo de alteración emocional.
  • Factores que alteran el entorno del niño y por lo tanto requieran un periodo de adaptación, por ejemplo; la llegada de un nuevo bebé, separación de los padres, mudanza o cambio de escuela.
  • Un trastorno de conducta.
  • El mero interés del pequeño por conseguir algo de los padres, bien sea atención o el simple cambio emocional que produce en éstos.

La cuestión es que cualquiera que sea la causa, es muy importante atender el problema, ya que el niño puede llegar a desarrollar un sentimiento de vergüenza, culpabilidad o pérdida de autoestima conexos y puede tratar de ocultar lo que le ocurre a sus amigos, compañeros o resto de familiares.

[pullquote]La crítica destructiva es muy perjudicial para los pequeños, ya que pueden terminar con una autoestima dañada.[/pullquote]

En estos casos es importante apoyar lo más posible al niño y nunca hacerle sentir mal, o más pequeño de lo que es. La crítica destructiva es muy perjudicial para los pequeños, ya que pueden terminar con una autoestima dañada.

Si descubrimos el origen o causa que ha motivado este comportamiento, empezar atendiéndola sería un buen inicio.

[pullquote]Cada niño tiene su ritmo y presionar para llegar antes es contraproducente y a veces incluso dañino.[/pullquote]

La prevención en estos casos es difícil debido a que las causas a menudo no son decisivas, por lo que es recomendable seguir la evolución personal de cada niño, acompañarlos desde el cariño y no guiarse por hitos que “deberían” cumplirse. Cada niño tiene su ritmo y presionar para llegar antes es contraproducente y a veces incluso dañino.

También, por otro lado, es recomendable hacer extensible y partícipe del problema a educadoras o cuidadoras para que colaboren con nosotros y nos informen de los avances siempre sin hacer sentir nunca culpable al pequeño.

Ruth Giménez Martín

2016-05-06T08:52:31+00:00 0 Comments

Leave A Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies