pesadita

Ya estamos en verano y ya empiezan a aparecer por las redes sociales imágenes de este tipo:

vacaciones_abuelos

Aquí están los pobres abuelos atrincherados mientras sus nietos corren hacia ellos y sus madres sonríen muy alegres. Incluso una se ríe gritando y agita un pañuelo de despedida.

O como esta:

Verano chiste Faro

En la que los padres corren asustados mientras sus hijos corren felices y en la que figura la siguiente cita » Verano es esa época donde algunos padres se dan cuenta que pasar 8 horas en la oficina también es una forma de desconectar».

O esta:

fuera planeta

En la que un padre quiere mandar a su hijo a un campamento fuera del planeta.

Y a partir de septiembre aparecerán imágenes como esta:

la-verdadera-vuelta-al-cole

En la que una madre salta de alegría porque sus hijo vuelven al colegio después de las vacaciones.

Yo, aunque tengo mucho sentido del humor, a estos chistes no les veo la gracia por ningún sitio. Sí, ya sé que en verano pasamos muchas horas juntos y que tenemos que acostumbrarnos de nuevo a convivir. Ya sé que los niños a veces pueden ponernos nerviosos y sacarnos de nuestras casillas. También se que un niño aburrido no es fácil de gestionar pero yo estoy encantada de tener dos meses por delante para pasar miles de horas con mis hijas.

Llevamos todo el año esperando las vacaciones de verano y cuando llegan las sufrimos en lugar de disfrutarlas. Es verdad que hace mucho calor, que duermes mal, que las discusiones son constantes (sobretodo entre hermanos) y que si estás de mal humor se te puede hacer muy largo.

Pero ¿no vale la pena intentarlo?

Yo desde aquí, te animo a que recuerdes la alegría de tus veranos de la infancia y que intentes dejar a un lado la actitud de «los niños me molestan» para pasar a la actitud de «voy a aprovechar el tiempo con mis niños».

Así que espero que mis hijas me aguanten este verano porque la que voy a estar pesadísima voy a ser yo.

Aquí te cuento todo lo que voy a hacer este verano:

  • Voy a pasar horas y horas en remojo
  • Voy a enterrarme en la arena de la playa (aunque después tarde horas en quitarme la arena de todos los sitios)
  • Voy a comer helados
  • Voy a dormir
  • Voy a mancharme, a jugar mucho y a trabajar poco
  • Voy a cocinar con mis hijas
  • Voy a jugar a mojarnos con una manguera
  • Voy a reír mucho
  • Voy a leer por placer
  • Voy a hacer sesiones de peluquería, manicura y maquillaje
  • Voy a hacer sesiones de cine de verano con palomitas
  • Voy a ir en bici y voy a patinar
  • Voy a salir a correr con mi niña mayor
  • Voy a hacer sesiones diarias de cosquillas
  • Voy a decirles a mis hijas todos los días la suerte que tengo de ser su madre
¿Y tú qué vas a hacer este verano? ¿quejarte por tener a tus hijos en casa o los vas a disfrutar?